domingo, 4 de diciembre de 2011

EL POETA DE LA SEMANA: JOSÉ MORENO VILLA (2)


EN LA QUE FUE CELDA
DE TERESA DE JESÚS

Salamanca, Noviembre 1913


No estaba en mi poder. Como el obseso
la visión ondulante me prendía.
Vivió Teresa de Jesús en estas
cuatro paredes hechas hoy capilla.
¡Fuera los candelabros, los jarrones
con sus flores de talco aborrecidas!
¡Fuera el altar, los símbolos, el Cristo
que tras el ara el gesto perenniza!
¡Fuera el entarimado reluciente...!
¡Este es el cuarto de Teresa viva!

Se levanta de orar, tiene los ojos
por la lucha de amor desvanecidos.
Los besos del amado descoloran
la tez: las rosas advinieron lirios.
Con un resto de arrobo titubea.
No saben dónde van aquellas manos.
¡Oh, la divina embriaguez celeste
que el cuerpo deja como muerto paño!

Ha destapado el lecho. La llamita
de una vela agostada temblotea.
Desatando las cintas y los broches,
maquinalmente, aflójase Teresa.

No puede más. Sus piernas, las potentes
piernas de fundadora peregrina,
como dos febles juncias se doblaron.
Cayó la res, la del amor herida.

Teresa está en el lecho; la postrera
llamarada de luz ha dibujado
sobre el lienzo las formas de la virgen:
¡los volcanes de amor, dulces collados!


José Moreno Villa
"El pasajero"
1914

No hay comentarios:

Publicar un comentario