sábado, 25 de septiembre de 2010

POR DISTINTOS CAMINOS (3)


Carbonell, Blay y Collaut Valera llenaron este espacio de alegorías,
y la Agricultura, las Artes y las Ciencias se dieron cita juntas
por las manos de Alcoverro, Clará, Bilbao y Feixoo...

Monserrat y Mateo Inurria rodearon mi recinto
con ejércitos y marinas, y Estany, Campany, Abarca,
Bofill, Escudero y Vallmitjana lo defendieron con ocho leones gigantescos.

Vistió mi escalinata curva Pedro Estany, mi amante en piedra, y
para que nada faltase junto al agua, Atché, Coll; Alsina y Pereda
me pusieron el encanto de cuatro sirenas en el simbólico Retiro de Madrid,
ciudad tan poco hecha a las prisas por aquellos tiempos...

Retiro de enamorados,
retiro para el suspiro
que se hace amor en mi lago.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada